Dejen Desarrollar a Puerto Plata!!

Por: Roque J. de León B.

Está haciendose costumbre en el común de las personas clamar con mucha frecuencia  "dejen que Puerto Plata se desarrolle" o simplemente dicen que "hay muchos enemigos de esta provincia"; olvidan que para llegar a ese punto primero hay que pasar por el crecimiento, incluyendo el humano a través de la educación y la concienciación.

Es impostergable que las autoridades y la sociedad civil inicien un proceso de orientación y formación masiva sobre el tipo y nivel de organización requerida en un colectivo como el nuestro que empieza a resurgir como "el ave fénix".

Se necesita que un equipo multidisciplinario bien estructurado haga la revisión del Marco Jurídico existente que regula nuestro accionar en los diferentes aspectos: inversión, construcción, áreas donde se puede abrir diferentes tipos de negocios y empresas, tránsito, entre otros; que se establezca el régimen de consecuencias y que se dé seguimiento a su cumplimiento.

 Como resultado de los anteriores tropiezos sufridos en nuestras empresas tradicionales, en la industria turística y en las zonas francas muchas personas han quedado en estado de espanto sin analizar que las causas de estos no fueron otras que el desorden y el incumplimiento con los acuerdos pactados y no el que alguien exigiera que se respetaran las reglas de convivencia en sociedad ya establecidas; lo que algunos pretenden se repita nueva vez.

Existen personas que han vivido y viven de promover e incentivar el caos y el desorden, por eso no es extraño encontrarlos en cualquier espacio donde se práctica la ilegalidad, defendiéndola y exclamando "dejen desarrollar a Puerto Plata".

Los pueblos que tomaron el camino del crecimiento para luego alcanzar el desarrollo integral hicieron grandes sacrificios e inversiones en su organización y promoción del respeto a las normas establecidas; aún estamos muy lejos de lograrlo y es algo muy simple.

Es simple porque sólo hay que deponer las actitudes e intereses particulares para trabajar por el bienestar colectivo, cuando logremos eso, entonces ya no tendrán que clamar "dejen desarrollar a Puerto Plata" porque con su cambio estarán contribuyendo a que su deseo se haga realidad.

No ignoro, que básicamente por el descuido y posterior disolución de una gran parte de las familias de nuestro país hay una innegable inversión de valores morales, por eso las personas que entendemos que aún nos quedan muchas cosas buenas debemos seguir inspirados e inspirando, promoviéndolas y mostrándolas como ejemplo e instrumento para continuar adelante, a la vez, que denotemos y denunciemos a los promotores y defensores de los antivalores.

Es incoherente el hecho correcto de que para entrar a un lugar de asistencia masiva debamos presentar el carnet que acredita que estamos vacunados y colocarnos la mascarilla, mientras los extranjeros andan por nuestras calles y entran a nuestros negocios sin ninguna restricción; cuando cualquiera con dos dedos de frente entiende esas medidas de protección si se les explica debidamente.

De igual manera, no puedo negar que estoy feliz por la inauguración del Puerto Turístico Taíno Bay, lo que no puedo ocultar ni dejar de decir es que la alegría de unos jamás puede ser la tristeza de los demás, y es lo que genera en los habitantes de  Playa Oeste, las inundaciones provocadas por la pared levantada en su entorno por los constructores de la nueva estructura marítima; la inversión público-privada debe contemplar en el mismo lugar si es que no quieren desalojar, la construcción de una ciudad hacia arriba para solucionar la situación creada.

Debo concluir este artículo con las puntualizaciones sobre la misión de los términos "Crecimiento y Desarrollo Económico", ambos deben combinarse para potenciar un incremento de calidad en el consumo de bienes y servicios por parte de los ciudadanos, provocado por la riqueza creada por los ingresos del país que deben tener como objetivo contribuir a mejorar los estándares de vida de la colectividad a través de generar y mantener la prosperidad y bienestar socio-económico de la población.  

Siempre que respetemos el orden de convivencia  establecido y actuemos en base a un plan, ayudamos a crecer y posteriormente a desarrollar a República Dominicana!!

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.